¿Hace falta aire acondicionado en las casas de madera?

AIRE ACONDICIONADO EN CASAS DE MADERA

En la entrada de hoy veremos en profundidad una de las ventajas de las casas de madera. En concreto, hablaremos del ahorro energético (y económico) derivado de un mayor uso del aire acondicionado. Con la llegada del verano y el calor, a todos se nos dispara la factura eléctrica. Y es que, es habitual que, durante las horas que pasamos en casa, estén estos aparatos conectados.

LA MADERA COMO AISLANTE TÉRMICO

Como se ha comentado en otras ocasiones, la madera es un gran aislante térmico. Instalando una estructura exterior formada por paneles de madera, evitaremos los famosos puentes térmicos. Reduciremos el calor y humedad que entra del exterior de la vivienda. Para que nos hagamos una idea, una pared externa de madera puede tener la mitad de grosor que una de hormigón ofreciendo el doble de aislamiento térmico.

Pero con una buena estructura de madera no solo reducimos la entrada de calor a la vivienda. Sino que, en caso de poner el aire acondicionado en el interior, la potencia requerida del mismo será menor. Esto se debe a que, debido al carácter aislante de la madera, se perderá poco frío hacia el exterior.

En definitiva, con la madera reducimos tanto la entrada de calor al interior como la salida de fresco al exterior. Es evidente que, con esta conclusión, el ahorro energético/económico será importante.

LA MADERA COMO MATERIAL HIGROSCÓPICO

Antes de nada, vamos a explicar lo que significa que la madera sea higroscópica. No es otra cosa que la capacidad que el material posee para absorber la humedad del ambiente.

¿Cuántas veces hemos escuchado que en una vivienda o un local hay mucho porcentaje de humedad? Esto, a su vez, conlleva una sensación mayor de calor y, consecuentemente, a un mayor uso del aire acondicionado.

Por su parte, la madera posee gran capacidad para captar la humedad del interior de la vivienda. Por lo tanto, evitaremos el uso de deshumificadores y reduciremos, otra vez, el uso del aire acondicionado.

Como vemos, el ahorro económico derivado de un menor uso del aire acondicionado en una casa de madera es claro. Esto mismo se podría traducir a los meses más fríos del año y al uso de la calefacción.

Por |2020-08-20T16:32:00+00:00agosto 20th, 2020|Casas de madera, materiales|Sin comentarios

About the autor:

Deja tu comentario