COHOUSING

COHOUSING

¿Habéis escuchado alguna vez la palabra “cohousing”? Seguramente muchos de vosotros sí, pero, para otros, es un concepto totalmente nuevo. Se puede decir que es una palabra relativamente moderna pero que deriva de otras algo más antiguas (coworking o cotravelling). 

El cohousing es conocido en España como Proyectos Colaborativos de Vivienda Compartida para Personas Mayores. Es una filosofía de vida que va mucho más allá de compartir una vivienda. Se estima que en España existen más de 2 millones de personas de más de 65 años que viven solas. Este tipo de proyecto puede ser un remedio eficaz contra la soledad y el abandono que sufren muchos mayores. Además, otra de las características del cohousing es la centralización de servicios y productos. Asistencia médica, comedor, seguridad, limpieza y deporte serán más económicos y de mayor calidad si los centralizamos.

MODALIDADES DE COHOUSING

Como siempre ocurre en estos casos, el concepto “cohousing” ha derivado en diversas modalidades que abarcan proyectos diferentes. 

El primero a destacar es el “Senior Cohousing”. Este concepto abarca a grandes grupos de personas que comparten bloques de viviendas y servicios. Seguramente sea la idea raíz, de las que surgen todas las demás.

El segundo concepto es el “Intergeneracional Cohousing”. En este caso no solo es un grupo de personas mayores. Aquí conviven tanto familias mayores como jóvenes. 

Por último, está una alternativa a la que aún no se le ha asignado nombre. En este caso, el propietario de una vivienda decide compartirla con varias personas y les cede el derecho de uso. Se trata de una práctica menos completa ya que es necesario recurrir a la asistencia a domicilio para ciertos servicios. 

COHOUSING COMO ALTERNATIVA EN CONSTRUCCIÓN

Una vez definido el concepto de “cohousing” y vistas sus derivaciones, toca comentar sus características a nivel constructivo. 

Y es que, no es lo mismo un modelo constructivo participado que una comunidad en torno a la vivienda. Como es obvio las promotoras tendrán que reciclarse y buscar personas que acepten unos espacios comunes mínimos. 

Hasta el momento el cohousing se está armando a través de iniciativas privadas con concursos de cesión de suelo público. Seguramente el futuro próximo pase por que las Administraciones públicas tomen parte en este nuevo concepto.

Por último, toca comentar sobre la legislación inmobiliaria. Actualmente la legislación está pensada para particulares y no para una cooperativa. La evolución de este concepto va a obligar a buscar la creación de nuevas normas y leyes. Y es aquí, enlazando con el punto anterior, donde la participación pública puede y debe desarrollar un papel muy importante. Debe convertirse en la infraestructura que de seguridad y proteja a este sector que da respuesta a una problemática social.

Por |2019-09-03T08:54:37+00:00septiembre 3rd, 2019|Casas de madera|Sin comentarios

About the autor:

Deja tu comentario